ÁNGEL NIETO Y BIENVENIDA, LA PRUDENCIA

El pasado tres de Agosto murió Ángel Nieto, el que trajo el motorismo deportivo a nuestros televisores, el 12+1, el comentarista deportivo cuya voz nos era ya familiar a los que seguimos viendo por televisión las carreras de motos.

En estos días hemos tenido ocasión de leer, escuchar y ver muchos aspectos y anécdotas de su vida. La vida de un zamorano, emigrado de niño, con su familia a Vallecas, donde se crió, y que decidió irse a Barcelona, pues allí se meneaba más el mundo de la moto.

Muchas anécdotas, pero hay dos que, al menos yo, no he oído en estos días. La primera era que, cuando empezaba, se ataba con correas a una moto parada y permanecía sobre ella horas y horas. Con este método tan primitivo de entrenamiento llegó a conseguir un acoplamiento perfecto con las motos de entonces –de carenado muy elemental- que está en la base de muchos de sus triunfos iniciales.

De la segunda anécdota, me enteré cuando ya se había retirado y comenzaba como comentarista. Al principio, iba de  circuito en circuito pilotando una gran Harley Davidson (otros le llevaban el equipaje). Era una cultura motera totalmente distinta de la de los circuitos, especialmente para él que había corrido en motos pequeñas. Era otra forma de disfrutar la moto, sin competitividad, y a él la moto le encantaba de cualquier forma. De pronto un día decidió dejar la Harley e ir en coche o furgoneta, después en “motor home”. Dijo  en una entrevista que se había dado cuenta que andar en moto por carretera era más peligroso que correr en un circuito. Y lo dejó. Por prudencia.

Pues, como sabemos, el 12+1 veces campeón mundial, que tantas veces había cabalgado sobre motos pequeñas – tacitas de café, decían – a más de 200 km/hora, murió por un desafortunado accidente en una rotonda pilotando… un quad.

Por su parte, Antonio Bienvenida, el torero, murió el 7 de octubre de 1975 en un tentadero. Al maestro que había matado miles de toros y que se había retirado hacía solo un año, tenía cincuenta y dos, por prudencia, lo mató… una vaquilla. Una vaquilla a la que ya se había “dado puerta” pero que se revolvió y al galope lo arrolló desprevenido.

Pues sí. Hay que ser prudentes, hay que estar siempre preparados para lo que se hace, hay que saber retirarse a tiempo. Pero el azar es más fuerte que nosotros, nuestra prudencia y nuestras previsiones.

Prudencia, sí. Miedo, no, porque no sirve de nada.

Y mientras el azar actúa cada día, ¡A VIVIR!

 

ÍÑIGO GARCÉS.

¿POR QUÉ CONVERTIRTE EN EMPRENDEDOR/A DIGITAL CON MÁS DE 45 O 50?

Artículo sobre el emprendimiento on-line de Andrea Collazo. Asesora a mujeres mayores de 45 años a crear negocios digitales.
Para más información: profesoradeinformatica.com

Ya sabes que Internet y las nuevas tecnologías ofrecen un mundo de posibilidades.

Estas herramientas te acercan a millones de personas y no son una moda pasajera, están aquí y lo que pasará es que irán a más.

Ser emprendedora digital y estar al frente de un negocio online te supondrá muchos desafíos, pero, te da la posibilidad de crear una empresa basada en tus valores, pasiones y sueños.

Mi sugerencia no es casualidad, lo que te cuento es mi propia experiencia.

Si bien yo siempre me moví en ambientes digitales, tuve que aprender muchísimo sobre emprender digitalmente para llegar a donde ahora estoy.

A ver si te encuentras en estas descripciones…

Estas son las realidades:

Estás trabajando (en el mejor caso) en un trabajo que no te agrada.

No tienes trabajo desde hace ya…

Desde que estás sin empleo, has hecho todo tipo de curso esperando conseguir trabajo al final del mismo.

Has hecho cientos de horas de formación, con la esperanza de que luego de las prácticas, muchas horas sin ingresos a cambio, te ofrecieran un contrato.

Has cambiado tu curriculum, lo pasaste de cronológico a funcional, para ocultar la edad

Te quitas trabajos, cursos, formación para hacerlo más corto y atractivo para el selector de personal.

Le quitas experiencia y conocimientos para no parecer sobre cualificada

En definitiva, dejas de ser tú, pero aun así no lo logras.

Y es que a diario escucho estas mismas historias, que son como es la mía.

Me las comentan muchas mujeres, que al fin van empezando a creer que tienen que ser ellas las que decidan el cambio.

Mujeres maduras, con experiencia, conocimientos diversos que deciden dejar de querer parecer otras, más jóvenes, más inexpertas, para empezar a ser más ellas mismas.

Estas son las posibilidades:

  • Seguir intentándolo, si a ti te parece válido, a mí también.
  • Seguir esperando que el estado, los políticos, las elecciones, etc. … traigan luz a tu vida.
  • Crearte una forma de generar ingresos.
  • Un autoempleo, un emprendimiento.
  • Algo que te quite del seguir ahí.

Mi propuesta: aprovecharte de Internet y la tecnología.
Y ojo, no te digo que vayas a alcanzar tú éxito de hoy para mañana.
Te estoy hablando de trabajar duro en tu proyecto.

Estos son los miedos:

  • Lo sé, no te encuentras a gusto con la tecnología.
  • Llegaste ya madurita al contacto con ordenadores, teléfonos inteligentes, internet etc…
  • No es un tema que te resulte sencillo.
  • Apenas dominas el ordenador y sus funciones básicas.
  • Crees que los negocios en internet son una moda pasajera.
  • Las redes sociales no te sientan del todo bien, aunque te vas adaptando a su uso.
  • En muchos de los temas digitales dependes de otros.
  • Te abruman los miles de apps, y cada novedad es un reto casi personal a vencer.

Estos son los quitamiedos:

  • Autoconocimiento
  • Formación
  • Networking

Algunos motivos para emprender en internet:

-El riesgo económico es muy bajo .
¡OJO! No esto diciendo que emprender online te costará 0€. Pero que comparando con los negocios tradicionales la inversión es mínima.
Ahora la inversión importante para que puedas llevar tu negocio 2.0 adelante, la tendrás que hacer en tus conocimientos

-Libertad, Movilidad, Conciliación
Sí, este dato es muy positivo. Puedes trabajar desde cualquier sitio con conexión a Internet.
Oficina en la mochila. ¿Qué opinas de empezar desde el salón de casa? Suena bien, ¿verdad?
Quizá ya tengas una tienda física, si le agregas una tienda on-line, que te permita vender más, podrías alcanzar más libertad para tu vida.

-Internet no tiene límites

En un negocio de los tradicionales, puedes tener límites de espacio, horario, stock, personal.
En internet esos límites se pierden.
Puedes vender sin estar en el mostrador de tu negocio (ordenador) y seguir vendiendo cuando duermes.
Porque dejarás tu negocio en modo piloto automático para que siga atendiendo a los visitantes y posibles clientes.

-Si tienes competencia mucho mejor

Eso quiere decir que hay interés en tu nicho de negocio.
Preocúpate de ofrecer mucho valor en tus productos o servicios para diferenciarte.
Verás que los competidores están dispuestos a colaborar contigo y ayudarte en el camino.
Realmente trabajar juntos en la red te hacer ir más rápido y más lejos.
Nunca pienses que tu negocio no puede tener cabida en Internet
Por ejemplo, una peluquera, no puede peinar por Internet.
Pero si puede, vender productos para el cabello, belleza, etc., por Internet.
Quizá incluso pueda tener citas por Skype para asesorar a sus clientas.

Es decir, lo que tienes que hacer es despejar tu cabeza y aceptar nueva ideas y modos de trabajo.

No importa si tu negocio va de formación, terapias, moda, arte, medicina, etc. todo puede tener su hueco en Internet.

¡Decídete ya!

ENTREVISTA A CARLOS OLALLA

Hoy os dejamos el video de la entrevista que Somos Madurescentes le hizo al actor Carlos Olalla en el Hotel Emperador de Madrid.

Video de la repercusión de Somos Madurescentes en los medios de comunicación

“El conocimiento y la experiencia son un plus que deben fomentarse hasta el final” palabras de Toti Martínez, escritora madurescente

Toti Martínez Lezea, autora de libros tan conocidos como “Los cuentos de Nur”, Itahisa o La Abadesa, es una madurescente de Vitoria que empezó a escribir hace tan solo 18 años, y desde entonces no ha parado.

Llevando una lista de más de dos millones de libros publicados, con su fuerza y vitalidad nos demuestra que los años no son una barrera para seguir trabajando en lo que te gusta y verdaderamente te apasiona.

Pregunta: Novelas históricas, mitológicas, cuentos … tienes más de 50 libros publicados… (en 18 años) cuéntanos, ¿Por qué comienzas a escribir en la madurescencia?

Respuesta: Porque hice una apuesta con un amigo a que era capaz de escribir una novela y porque era el momento supongo. Hay textos que es mejor escribirlos cuando se tiene experiencia de la vida, se ha gozado y sufrido, se ha leído antes mucho, se ha visto y se ha oído de todo.

P: Una de tus obras más famosos es “Los grafitis de mamá, ahora abuela”, un texto lleno de ironía sobre la condición de una mujer madurescente que es una entregada ama de casa..… ¿Crees que sigue siendo esa la realidad de muchas mujeres?

R: Lo es, incluso para aquellas que además han trabajado fuera del hogar. El trabajo del ama de casa sigue siendo una tarea no remunerada, no reconocida, sin horas, sin vacaciones y, por supuesto, sin jubilación. Compañeros, hijos, nietos, familiares mayores, dependientes, comidas, limpieza, ahorros y demás, sigue siendo mayoritariamente asunto de las mujeres.

P: En algún caso, ¿Buscas reivindicar algo a través de tus libros y obras?

R: Más que reivindicar, intento decir algo, incluso denunciar. En mi caso y a mi edad, sería inútil dedicarle tanto tiempo a algo solo por pasar el rato. Y hay muchas maneras de hacerlo sin ponerse trascendental. La Literatura, la novela, es una buena herramienta para denunciar injusticias, abusos, privilegios del pasado que se perpetúan en el presente. Las cosas cambian muy, muy despacio.

P: Seguro que muchos piensan que tú ahora deberías estar disfrutando de tu jubilación, pero en lugar de eso sigues trabajando duro, ¿no es así? ¿Por qué?

R: En realidad, lo que se llama “jubilación” no es sino la finalización de una etapa remunerada con un sueldo mensual, pero la vida sigue. Por supuesto que hay personas que se jubilan del todo y dejan de ser útiles para la sociedad, pero hay otras, cada vez más, que continúan vivas, se les pague o no. Yo siempre he trabajado para mí, he sido mi jefa, y así seguiré mientras tenga salud.

P: Te hemos presentado SOMOS MADURESCENTES y te has convertido en seguidora de esta voz ¿Cómo definirías a los madurescentes que te rodean en el día a día?

R: Hay de todo. Mi marido, por ejemplo, tiene 76 años ¡y no para! Mi madre de 94 es autosuficiente. Tengo amigos y amigas que leen, escriben, pintan, viajan, se apuntan a todo tipo de cursos, siguen las clases en las Aulas de la Experiencia, acuden a conferencias e, incluso, a conciertos de rock. Aunque también los hay que solo hablan de enfermedades y de nietos, y aburren a un santo por mucho cariño que se les tenga. El aburrimiento es el peor enemigo de los madurescentes.

P: ¿Crees que es necesario y útil este movimiento? ¿por qué?

R: Suelo decir que arrasaremos el día en que fundemos un partido político, pero, claro, la edad nos vuelve escépticos, las fuerzas disminuyen, aparecen los achaques. Sin embargo, sí es cierto que debería oírse más la voz de quienes han trabajado y luchado por una sociedad mejor, más justa, y siguen haciéndolo. En épocas antiguas, los pueblos se regían por consejos de ancianos. Quizás haya llegado el momento de recuperar el puesto que nos corresponde.

P: Sabemos que escribes incansablemente ¿Nos puedes adelantar con qué estás ahora trabajando?

R: Hay quien piensa que las mitologías son cuentos de dioses, dragones, gigantes y hechiceras. En realidad, son religiones desaparecidas que alguna vez existieron. La gente creyó en ellas, como ahora cree en otras. Intento, de alguna forma, recrear las creencias paganas de nuestro pueblo y, aunque parezca pretencioso, ¡tal vez lo es!, me inspiro en Homero y en sus dos magníficas obras, “La Iliada” y “La Odisea”.

P: ¿Podría darse la posibilidad de que, en alguna de tus próximas novelas, se contextualice en esta etapa de la vida y tu historia esté de nuevo protagonizada por madurescentes?

R: Los madurescentes están siempre presentes en mis novelas en todo tipo de circunstancias, buenas y malas. Padres, madres, abuelos, gobernantes, religiosos, “brujas”, comerciantes, paganos, cristianos, judíos, musulmanes… están ahí y, ahora que lo mencionas, ¡todos y todas muy activos hasta el final!

P: Para terminar, nos gustaría que dedicases un mensaje a todos los seguidores de esta voz, que se ven reflejados en gente tan activa e interesante como tú. ¿qué te gustaría decirles?

R: Pienso que no hace falta decirles nada si ya son personas activas y están interesadas en seguir siéndolo. A quienes se sienten aparcados por una sociedad en la que imperan la guapura y la juventud, recordarles que la culpa es en parte nuestra por aceptarlo. Que dejen de lado los complejos de la edad y recuerden que el conocimiento y la experiencia son un plus que deben fomentarse hasta el final.

La conclusión más aplaudida: “El sexo es mejor en la madurescencia”

El evento de presentación de Somos Madurescentes nos sirvió para recabar y analizar todas las opiniones que se dieron sobre el proyecto.

El día fue fructífero permitiendo que se alcanzaran los objetivos previstos: transmitir la esencia del proyecto y recibir el feedback de los asistentes, permitiéndonos seguir avanzando en el camino de esta aventura.

 

Incondicionales, escépticos, críticos y adversos

 

Los testimonios de los asistentes han permitido clasificarlos en estos cuatro grupos:

 

Los adversos: este grupo fue minoritario, pero no por ello menos importante. Representan el 10% del total.

 

No creen que el proyecto les aporte nada nuevo a sus vidas, rechazan la idea de que se les asocie con una etiqueta más, no creen que sea algo interesante y al considerarse contrarios al consumismo, rechazan cualquier carácter comercial que pueda necesitar el proyecto para realizar ciertas actividades que requieran de patrocinios o colaboraciones de las marcas.

 

Los escépticos: vinieron inducidos por la curiosidad. Representan el 30% y su percepción tras el evento cambió, manifestando interés por conocer más.

 

Algunos apuntaban que, con su experiencia tenían la vida hecha y no necesitaban nada nuevo. Sin embargo, a mitad de la jornada el proyecto empezó a llamar su atención,empezaron a manifestar confianza e interés en ver cómo evoluciona en el tiempo.

 

Los críticos: vinieron expectantes, sin ideas preconcebidas, pero con ganas de saber, opinar y valorar todo lo que estuviera a su alcance. Son el 35%.

 

Nos aconsejaron positivizar el mensaje, ya que en su opinión, los madurescentes viven una edad más fácil que las anteriores, gracias a su independencia familiar y económica, con ideas claras, sin tantos “pájaros en la cabeza”… aunque nos propusieron que no olvidásemos a los madurescentes que en algunos entornos viven rodeados de dificultades.

Sacaron a conversación la sexualidad como uno de los temas a los que creen que se debe dar importancia desde esta voz ya que según sus declaraciones “el sexo en la madurescencia es mucho mejor que en otras etapas de la vida” por factores como la experiencia y la liberación de prejuicios.

También hablamos de medios de comunicación, donde afirmaron no sentirse a gusto ni con los actuales patrones de publicidad, donde los modelos son jóvenes y perfectos, ni con los productos, siempre enfocados a un público de corta edad. Les gustaría disponer de una oferta más específica y exclusiva para ellos, que las marcas atiendan a sus gustos y necesidades y les den una respuesta acorde.

 

Y por último, los incondicionales que corresponden al 25% de los encuestados. Entendieron perfectamente el mensaje, les encantó el proyecto y se sintieron entusiasmados por participar, colaborar y saber más.

 

Manifestaron que tanto la presentación del proyecto, como el desarrollo de los juegos y actividades y la grabación del video-clip fue 100% de su agrado. El 90% creen necesaria la creación de esta voz social, a la que se puedan unir todos los que, como ellos, se sientan identificados con el concepto.

¿ QUÉ ES LA MADURESCENCIA?

La madurescencia es esa etapa de la vida que se encuentra a caballo entre la edad adulta y la vejez. Esa etapa a la que pertenece un sector de la sociedad que necesita sentirse identificado y reconocido por los demás, como simples madurescentes. Personas que desean alejarse de los estereotipos asociados a sus edades, y que, sin tener miedo a envejecer, no están dispuestos a que el resto de los colectivos les “decapite” sin más .

 

Al igual que el término adolescencia, el de madurescencia es definido por Sigmon Freud en 1914, pero por los sucesos de orden internacional, las guerras, las crisis, las grandes dificultades de la primera mitad del siglo XX, no es hasta el siglo XXI, hasta la actualidad, cuando las generaciones de madurescentes, producto del baby boom, empiezan a sentirse identificadas como tal.

 

Pese a que ambas etapas de la vida tienen en común el hecho de que son momentos de transformación en los que se produce un notable cambio, la madurescencia está lejos de ser una segunda adolescencia. No es ningún regreso a aquellos años, ni un intento de recuperar un tiempo perdido. Es una etapa más de la vida, diferente, en la que se disfruta de la experiencia y los conocimientos de lo que podría ser media existencia….o no. Donde se tienen otras metas y otros objetivos, así como diferentes necesidades y preferencias.

 

Los madurescentes en la actualidad

 

Hablar de edades, en estos días, empieza a dejar de tener sentido. Actualmente, los madurescentes son los nacidos desde el final de los años 40 , a principios de los 70, (coincidiendo con el baby-boom). Pero en realidad son personas que como concepto, no sienten que hayan entrado en la vejez, en el desgaste del final, que gracias a los avances y las mejoras del día a día, cada vez se ve más lejos.

 

Los que se encuentran en la madurescencia quieren aprovechar el tiempo que les queda, sea el que sea. Según los científicos, muchos van a alcanzar y superar los míticos 100 años. Por eso mismo, se encuentran en un momento de reinvención, de revolución personal. Tienen una necesidad vital de valorar el presente y de disfrutarlo.

 

 

El perfil de los madurescentes

 

Los madurescentes actuales han vivido grandes cambios. Han conocido la dictadura, formaron parte de la llegada de la democracia, saben lo que son las crisis económicas, el terrorismo, la corrupción, el desencanto político, …etc

 

Entre sus luchas se encuentra la liberación de la mujer, la aceptación de los cambios de las familias tradicionales (que sin embargo les encanta mantener) en familias monoparentales, padres del mismo sexo, familias reconstruidas ….. , etc

 

La tecnología es parte acitva de su día a día, y han pasado de enviar cartas y usar la máquinas de escribir a enviar emails, whatsapp, consultar sus perfiles sociales o vigilar su ritmo cardiaco a través de las miles de aplicaciones que ya les son imprescindibles. Han vivido la revolución tecnológica de la era de Internet, y se han tenido que adaptar y evolucionar a pasos agigantados.

 

Fueron aprendices, y ahora, cuando ya se creían maestros, han vuelto a ser aprendices. Pero no les importa porque, según los últimos estudios de tendencias, mantienen su antiguo afán por descubrir, y están abiertos a todas las nuevas experiencias que el mundo, la vida, la sociedad…pueda ofrecerles.

 

 

 

Somos Madurescentes

 

“SOMOS MADURESCENTES”: Un evento fuera de la norma

La primera vez que presentamos Somos Madurescentes al público, queríamos que fuera algo especial y poco convencional. Pero sobre todo que nos sirviera para contrastar las múltiples opiniones que surgieran de los asistentes.

 

El pasado 20 de mayo, reunimos a un colectivo de madurescentes en GINSA, plató de grabación en el Polígono Los Olivos (Getafe). Un espacio diferente, donde les explicamos todos los detalles del proyecto.

 

Además, vivimos con ellos la oportunidad de ser los protagonistas de la grabación del video-clip “Somos Madurescentes” y participar en juegos y actividades creados específicamente para almas madurescentes. Nos sirvió para compartir impresiones, divertirnos, relacionarnos y aprender los unos de los otros.

 

La grabación de “Somos Madurescentes”

 

 

Como imagen de somos madurescentes queríamos mostrar la belleza de personas reales que se encuentran en esta etapa de la vida.

Un tema musical interpretado por el rapero Jorge Medina Lueje (Cizerone) es la arriesgada apuesta que hemos elegido para crear una herramienta atractiva de esta voz social.

Música rap, con mezclas de jazz y otros instrumentos, que hacen de este tema algo especial, pegadizo y con una letra fiel reflejo de todo lo que hemos querido transmitir sobre este concepto.

Gente natural, sin retoques, sin efectos que modificaran su verdadera personalidad. Al fin y al cabo, la edad, la experiencia, los años disfrutados, las trayectorias, se reflejan en nuestro aspecto y no hay razón lógica por la que esconderlos, decidimos unánimemente potenciarlos.

 

Las actividades y juegos para los invitados madurescentes

 

 

Preparamos tres actividades con el fin de seguir hablando de la madurescencia y ver las aportaciones de cada uno sobre el concepto, el proyecto y sobre todo lo que estaban viviendo en ese momento.

Nos pusios a jugar de manera proactiva y muy participativa. Durante los juegos los aprticipanes expresaban conceptos asociaciones de su vida madurescete que decidieron compartir.

Nadie lo relacionaba con algo negativo, ni si quiera una de las declaraciones de uno de los participantes donde hacía referencia a “la pila de años” que declaraba tener haciendo referencia a su edad, de un modo cómico.

Y así es como lo pasamos ese día

 

Un día de conclusión

 

 

Al final de la jornada todo el mundo aseguró haber disfrutado de verdad haber vivido una experiencia única y participaron de la opinión de que pase lo que pase con esta iniciativa todos los que estábamos allí Somos Madurescentes.